Industria petrolera mira con optimismo el cese al fuego entre Gobierno y ELN

Redacción Revista Petróleo y Gas septiembre 5, 2017 Comentarios desactivados en Industria petrolera mira con optimismo el cese al fuego entre Gobierno y ELN

Con respiro recibió el sector petrolero del país el anuncio de la guerrilla del ELN y el Gobierno del cese bilateral del fuego, cuyas condiciones implican dejar el secuestro y los atentados a los oleoductos.

Y no es para menos, los 43 atentados al oleoducto Caño Limón-Coveñas afectaron la producción de unos 10.000 barriles diarios de petróleo durante el primer semestre, y que Ecopetrol, que explota el 70% del crudo, no pudiera extraer 1.650.000 barriles a la fecha.

Estos 43 atentados, por los que el oleoducto ha estado paralizado 131 días de los 245 de este año, le han costado a la petrolera casi 15.000 millones de pesos: 9.700 millones en reparaciones y unos 5.000 millones en limpieza, más lo dejado de producir.

A lo largo de la historia, el oleoducto Caño Limón-Coveñas ha sido atacado más de 1.400 veces, y solo el año pasado recibió 42 ataques cuyos costos de reparación llegaron a los 36.000 millones de pesos.

En Norte de Santander, el departamento más afectado con 36 ocasiones, las voladuras al oleoducto han afectado varios tramos de tubería en los municipios de El Carmen, El Tarra y Teorama. En Arauca en los municipios de Arauquita y Saravena; en Boyacá el ataque se produjo en el municipio de Cubará y en el Cesar, en el municipio de La Gloria.

Actualmente, la producción de crudo de la petrolera colombiana es de 591.800 barriles diarios, un 70% de los 856.000 barriles diarios que se produjeron en julio en el país.

Mientras que su producción de crudo y gas equivalente es de 713.000 barriles diarios, con una meta para este año de 715.000. Lo que hace suponer que sin atentados, la petrolera superará sin problemas esa meta.

Pero aparte de los daños contra la infraestructura petrolera, los ataques han causado graves daños a fuentes hídricas y al medio ambiente.

En la región del Catatumbo las voladuras del oleoducto han ocasionado derrames a quebradas, caños y ríos como el Tibú y el Catatumbo. Además, se han puesto en riesgo ecosistemas donde habitan más de 20 especies de mamíferos, 30 de peces, 15 de réptiles y 20 de anfibios.

El atentado más reciente contra el Oleoducto Caño Limón-Coveñas ocurrió el 28 de agosto en la vereda El Cajón, municipio de El Carmen, departamento de Norte de Santander, el cual produjo la caída de crudo a las quebradas La Virgen y El Carmen.

Lo más importante es que la población civil no vuelva a sufrir las consecuencias de los atentados. “Como en el caso de Guamalito, en el municipio de El Carmén (Norte de Santander) del 27 de abril pasado, el cual todavía no se ha terminado de limpiar el acueducto de la población y se tiene que llevar el agua en carrotanques desde esa época”, dice una fuente de la petrolera.

Fuente: El Colombiano

Comments are closed.