Mucho ojo a las tensiones sociales

Redacción Revista Petróleo y Gas agosto 11, 2014 Comentarios desactivados en Mucho ojo a las tensiones sociales

ENTREVISTA_2

Relevo en el gremio sectorial por el retiro de Alejandro Martínez Villegas, quien fue testigo de la transformación de la industria petrolera.

Durante 20 años, la industria petrolera tuvo como vocero a Alejandro Martínez Villegas, quien ahora deja la presidencia de la Asociación Colombiana de Petróleo (ACP).

El reconocimiento es generalizado acerca de lo alcanzado al frente de los destinos de la Asociación, incluyendo el acomodamiento gremial a las transformaciones que en las dos décadas ha tenido la industria.

Antes de ser presidente de la ACP, Martínez Villegas ocupó el viceministerio de Minas y Energía y su trabajo gremial estuvo inicialmente en el Centro de Información de la Industria Petrolera (CIIP) que luego se transformó en la Asociación.

Evaluar el pasado es más fácil que proyectar el futuro. Con su experiencia ¿cuáles considera que son los retos más importantes del sector de hidrocarburos?

Es esencial que sigan incrementando las reservas petroleras para cumplir con las metas fiscales del Gobierno, pues este sector es parte de la solución macroeconómica a mediano plazo. En el mercado de combustibles líquidos creo que el reto fundamental es apoyar al Gobierno con análisis y propuestas para que se expida una normatividad que sirva de marco de política integral, que fije un horizonte de certidumbre hacia el largo plazo.

En el plano regional, donde están las empresas petroleras, ¿el conflicto social se incrementará?

Dada la presencia masiva y creciente de empresas en las regiones, estamos enfrentando un cruce de diversos intereses y actores que están impidiendo las operaciones y, por ende, obstaculizando la obtención de las metas fiscales. Es una situación muy compleja marcada por bajos niveles de gobernabilidad, tensiones entre el gobierno central y las regiones, baja legitimidad social de autoridades gubernamentales claves para arbitrar los conflictos. Últimamente, la creciente tensión en las regiones petroleras contra el sector, avivada por la percepción de que hubo un despojo con el cambio en la distribución de las regalías, está desacelerando el ritmo de las inversiones y le pone un interrogante serio al atractivo del país para atraer inversiones en el futuro. Es un reto muy grande porque además el campo de acción está principalmente en las regiones.

El sector es muy distinto a cuando usted asumió la presidencia del gremio, ¿qué destacaría?

Hoy es un sector con un crecimiento vigoroso que se volvió clave para acelerar el desarrollo económico y social del país. También ha sido impresionante la transformación en el mercado de combustibles líquidos. La canasta de combustibles se diversificó, el sector se modernizó, el nivel de inversiones ha sido significativo y eso el consumidor lo siente en la calle.

¿Y el papel futuro del gremio en una o dos cosas?    

Con todo respeto, en primer lugar creo que apoyar al Gobierno y al Congreso con información y análisis serios y oportunos para que tengan los mejores elementos a la hora de tomar decisiones. El país no puede aumentar el nivel de gravámenes e impuestos. Por el contrario, las nuevas fronteras geológicas requieren un gran impulso para garantizar la competitividad del país y la viabilidad de los proyectos.

¿Un ministro de minas?

Luis Carlos Valenzuela.

¿Un presidente de la República?

Álvaro Uribe Vélez.

¿Un presidente de Ecopetrol?

Isaac Yanovich.

¿Una institución?

La Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH).

¿Una sorpresa regional?

El departamento del Meta.

¿Alguien para admirar?

Puede que no suene bien… pero es mi padre.

Comments are closed.